Vamos a relajarnos. Respiración abdominal o diafragmática

Vamos a relajarnos. Respiración abdominal o diafragmática

Aprender a manejar este tipo de respiración te ayudará a controlar tus niveles de ansiedad y/o alerta. Conseguiremos reducirla, tener mayor sensación de control corporal y permitiremos a nuestros recursos psíquicos “ponerse en marcha” para manejar las distintas situaciones que nos generan ansiedad.

La respiración diafragmática permite la activación del nervio vago y esto genera sensaciones de mayor relajación y calma.

Existen hasta 3 tipos de respiración dependiendo de la zona que trabajes. La respiración abdominal o diafragmática basa en el movimiento del diafragma. Tiene un gran poder de relajación y favorece el tránsito intestinal.

Vamos a aprender a hacerlo. En las primeras ocasiones, hasta que tengas control sobre él, es adecuado que te acuestes boca arriba cómodamente. Poco a poco podrás hacerlo sentado, de pie, caminando…